La Segunda Conferencia Mundial de la Mujer

La Segunda Conferencia Mundial de la Mujer, realizada en Copenhague en el año 1980, evalúa el Plan de Acción Mundial de la Primera Conferencia.

En esta Conferencia un hecho importante centra la atención, el año anterior (1979) la Asamblea General aprueba la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW),  uno de los instrumentos más poderosos a favor de la igualdad de la mujer. La CEDAW ha sido denominada "la carta de los derechos humanos de la mujer".

En la Conferencia de Copenhague se reconoce que entre los derechos garantizados y la capacidad de la mujer para ejercer esos derechos había una brecha visible de disparidad y discriminación, para ello, establecen tres esferas relacionada a: igualdad de acceso a la educación; oportunidades de empleo y;  servicios adecuados de atención de la salud.

La Segunda Conferencia clausuró con un programa de acción que contemplaba las causas que provocaban la brecha entre la igualdad reconocida y la posibilidad de las mujeres de ejercer esos derechos. De esta manera la Conferencia llamó la atención sobre:

  • la falta de participación de los hombres en los procesos de igualdad;
  • insuficiente voluntad política por parte de los Estados;
  • falta de reconocimiento de la contribución de las mujeres en la sociedad;
  • falta de mujeres en puestos de toma de decisiones;
  • pocos servicios sociales de apoyo a las mujeres;
  • falta de financiamiento para temas de mujeres, entre otros.
Share/Save